viernes, 1 de mayo de 2015

25.- El valle del Ciloria, Valgañón y Zorraquín




Primavera en Valgañon
Hoy nos vamos pa la sierra. Más concretamente queremos ir a un pequeño valle lateral  atravesado por el río Ciloria que que desemboca en el Oja o Glera como quieran llamarle, a la altura de Ezcaray en la sierra de la Demanda. He estado aquí bastantes veces y he caminado por sus tierras pero me gustaría detenerme un poco más. En las otras ocasiones hemos venido aquí en fin de semana o en festivo cuando el gentío se mueve de un sitio a otro. Y principalmente veníamos a disfrutar de unos excelentemente buenos caparrones para lo que no es necesariamente obligatorio acudir a comedores de postín.
Hoy vamos a disfrutar de la tranquilidad de lo cotidiano y con el ajetreo del trabajo diario.
Llegamos pues a media mañana, y nos dirigimos a la Ermita de las Tres Fuentes. Dijeronme en cierta ocasión que si bebía agua de uno de los caños en una postura cuasimalabarista conseguiría novia. Cuestión un tanto imposible, dada mi edad y condición física preferí no darme una buena costalada y seguir como estaba.
Yo siempre la consideré como ermita y así aparece en libros y otros textos pero resulta que al parecer el pueblo primitivo estuvo ahí y luego se trasladó un poco más abajo a su emplazamiento actual. y por eso viene rotulada como iglesia paroquial.

Iglesia parroquial de las Tres Fuentes



En 1218  Fernando III rey de Castilla, junto a e su madre Berenguela  y el obispo Mauricio de Burgos, se acercan a la villa, les ha llegado la noticia de que la Virgen se ha aparecido a la pastora Inés en la dehesa, y colocan la primera piedra de la iglesia de Nuestra Señora de Tresfuentes. El 24 de noviembre de 1224 el Obispo Mauricio volvería para su consagración según consta en una inscripción en la fachada sur del templo que dice así: "CONSECRATA EST ECCLESIA EPI BURGUENSIS MAURICI DEI VII. MENSIS NOMBRIS ANNO CHRISTO MCCXXIIII"


Ermita de San Andrés


En la plaza central de la villa se encuentra la ermita de San Andrés la cual en su día fue patrocinada  y ayudada por Don Pedro Gonzalo del Río por entonces propietario de la llamada "casa grande" para convertirse en iglesia parroquial de la villa. Al final parece ser que se llegó a algún tipo de acuerdo según el cual el culto como parroquia se realizaba en verano en la parroquial de las Tres Fuentes y en invierno en la ermita de San Andrés.
Hasta nueve ermitas llegó a tener Valgañón.






La casa grande

La casa grande tuvo distintos usos además del de residencia de gente importante. Se utilizó como teatro, tienda e incluso como cuadras para el ganado.
 Dejamos la plaza con sus piedras de sillería de arenisca rojiza y veteada y nos dedicamos a callejear, eso sí tomando antes el cafelito de rigor.







Ya no suenan las campanas a tentenublo, no se si ya repararon las campanas rajadas de tanto repicar, dicen que se rajaron por tener la melena o yugo de hierro en vez de ser de madera y que las vibraciones las agrietaron.



Antiguo bar  "café, licores, y refrescos"

Brocal de un pozo









Parece ser por la documentación encontrada, que aquí se refugió una importante población de origen hebreo y que al parecer de la opinión de Don Julio Caro Baroja los llamados chuetes, aldeanos, podrían ser descendientes de estos. No olvidemos que en Mallorca se les llama chuetas.
En un documento fechado en Belorado el 16 de diciembre de 1303 se ordena a la Aljama de Valgañón, "que los judíos de este pueblo deben dar posada a los clérigos y justicias de la Villa, pues los judíos de esta Villa no les querían dar y así se manda bajo pena de destierro".

Chuetes
A Valgañon pertenece la aldea deshabitada de Anguta.
Anguta (Paca Sapena)

Bajamos luego a Zorraquín para ver su iglesia dedicada a San Esteban 
 



 El capitel representa la lapidación de San Esteban



 
Zorraquín recoge sus casas a un lado de la carretera. En lo más alto una antigua iglesia nos muestra en unos capiteles como Esteban su patrón fue lapidado. Un hermoso conjunto. 





La urbanización.

Al otro lado una de esas feas urbanizaciones que destacan sobre el paisaje precisamente por eso, por su desacuerdo con el medio natural. Y menos mal que la crisis paralizó un macroproyecto de campo de golf.

Lo malo es que tarde o temprano volverán a las andadas.








Zorraquín
Ezcaray
Ahora nos toca subir hasta Santa Bárbara, una ermita que domina todo el paisaje del  río Oja sobre Ezcaray
Tomamos un camino a la derecha y subimos hasta la ermita.



Zorraquín

 Y después de esta vistas ¿donde fuimos?
 Pues nos fuimos a dar cuenta de nuestra ración diaria de manduca, un rato de descanso, un café y a visitar otros lugares en este caso visita rápida a Ojacastro, ya le dedicaré una entrada, localizar Tondeluna, una aldea de Ojacastro y Santurde y Santurdejo.

Hasta la próxima.
Salú pa tós.



















No hay comentarios:

Publicar un comentario